Un descubrimiento. El Kéfir

Hace tiempo había escuchado hablar de él. Vengo teniendo algunos problemas estomacales y un amigo me lo recomendó y lo he probado. Realmente mis problemas han mejorado, no se si por el kéfir pero voy a seguir tomándolo. Creo que me sienta bien y el resultado final es muy rico.

Busqué por Internet información al respecto, hay mucha literatura y sitios donde poder conseguirlo. Hay gente que lo regala, pero yo quería buscar una cepa buena. Con garantías. Quería comprar un kéfir bueno y la única tienda de garantías, por que así lo demuestran, Es Comprar Kéfir. Siendo empresa con registro sanitario me da más confianza en que el producto es bueno, al menos más que alguno que te pueda llegar que ha sido pasado de mano en mano y no sabes cómo ha sido tratado. En otras webs que venden ni se identifican ni aportan ningún dato que aporte confianza.

Aparte de kéfir de leche también venden kéfir de agua, kombucha y fermentos para hacer yogur.

El voto en la red

Está claro que no voy a solucionar el mundo con mis posts, y que es posible que esté predicando en el desierto. Pero mi sentido de la responsabilidad me empuja a intentar discernir entre las decisiones correctas y las incorrectas, entendiendo por correcto, el sentido típico de la palabra, en el que bajo unas circunstancias culturales nos definen lo bueno y malo como norma.

Con mis palabras espero arrojar cierta luz sobre el voto a través de Internet, la Cyber Cultura, y el acceso del ciudadano al voto electrónico como mejora para una mejor democracia.democracia